martes, 20 de octubre de 2009

Durante este tiempo que dejé de escribir, reflexionaba en cosas que pasaron en mi familia, la pérdida de un pariente muy cercano… muy querido, me obliga tristemente a reflexionar sobre la importancia de contar con personas dispuestas.
Al recordar su rostro, me embarga aun la tristeza, la impotencia de ya no poder hacer nada… Intento recordar algún momento en el que le hablé de Dios… del sacrificio que hizo al dejar morir a su hijo en la Cruz… por mí... por ti… por él... Logro apenas recodar un par de veces en las que le dije CRISTO TE AMA… cuando pude haber hecho más por él… TUVE QUE ESPERAR ESTE GOLPE PARA DARME CUENTA?...
Es penoso ver como cada día gente pasa por nosotros sin saber siquiera que somos hijos de Dios… sin escuchar un “Cristo viene, estás listo?”... o tal vez un simple “Dios te bendiga!” Tantas oportunidades de hablarle a alguien de Cristo… de invitar a un amigo a la iglesia… y a veces.. simplemente… lo dejamos pasar.
Hoy es un día de cambio. Un día de decisión. ¡¿Qué esperas?! No lo dejes pasar! Yo no quiero esperar más… Soy alguien dispuesto! Dispuesto a hablar de Cristo! A ganar almas para Dios, no más excusas. Nadie pasará de mí sin siquiera oír un “Anímate Dios te ama, amalo tu también!”…
La fe viene por el OIR y el oír por la palabra de Dios. Debemos HABLAR las Buenas Nuevas de salvación. El EVANGELIO es poder de Dios para salvación para todo aquel que cree (Romanos 1:16) La salvación es por la fe.
¿Pero cómo va a oírnos la gente? Nadie va a oírnos si no les amamos y nos acercamos a ellos. Dios amó tanto al mundo que DIO a su Hijo unigénito para que todo aquél que en El crea tenga vida eterna y sea salvo. ¿Cómo podemos ayudar a que otros crean? Seamos LUZ y SAL en este mundo...para ello tenemos que VIVIR en Cristo para que Él sea reflejado y en nosotros. Siendo SANTOS como Él es santo.
No tendré cara para predicar, si con mis actos soy un inmoral o un egoísta que no tiene consideración por el prójimo, o un orgulloso que no escucha a los demás ni los considera cortésmente. La actitud nuestra hacia un amigo puede atraerlo a Cristo o producirle rechazo.
Hablamos la palabra de VERDAD según la necesidad del momento pero todo esto sólo será posible con oración.
Dios quiere usarnos para atraer a otros a Él. Que podamos hacerlo en el trabajo, en la familia, en el barrio y lo más importante es que lo hagamos con AMOR porque Dios es amor.
Dios nos bendiga y ayude a llevar a cabo esta gran misión de predicar y hacer discípulos con la VIDA, con las palabras, y aún desde el silencio, desde el amor y la oración...BRILLEMOS PARA CRISTO!

Templateify

Sed ut perspiciatis unde omnis iste natus error sit voluptatem accusantium doloremque laudantium, totam rem aperiam, eaque ipsa quae abtore veritatis et quasi architecto beatae vitae dicta sunt explicabo. Nemo enim ipsam voluptatem quia voluptas sit aspernatur aut odit aut fugit

3 guerreros dijeron.

  1. Celes says:

    Hola!! waow, que post!, amen! tenés razon, no es tiempo de dejar de brillar y alumbrar. Somos luminares, como dice en Efesios,
    gracias por tu comentario en mi espacio, espero que retomemos el contacto pronto y segui adelante con tu espacio!!... te aliento a que puedas seguir haciéndolo :D

    BENDICIONES!

    Celes

  2. ToñO says:

    mm.. q pena por lo de tu familiar...pero que bien que aias regresado con el oficio..jeje...buen post hee...siempre es necesario leer cosas como estas para que te des una cachetada y decirte a ti mismo que,que estas haciendo?... la gente necesita oir de cristo y como lo reiteras, debemos ser luz de este mundo.
    animos sigue adelantee
    bendiciones!!!

  3. Anónimo says:

    Muy cierto!