sábado, 8 de agosto de 2009
Siempre me ha gustado esta lectura, hoy voy a compartirla con ustedes, espero sea de bendición!



HUELLAS EN LA ARENA


Una noche tuve un sueño... soñé que estaba caminando por la playa con el Señor y, a través del cielo, pasaban escenas de mi vida.

Por cada escena que pasaba, percibí que quedaban dos pares de pisadas en la arena: unas eran las mías y las otras del Señor.

Cuando la última escena pasó delante nuestro, miré hacia atrás, hacia las pisadas en la arena y noté que muchas veces en el camino de mi vida quedaban sólo un par de pisadas en la arena.

Noté también que eso sucedía en los momentos más difíciles de mi vida. Eso realmente me perturbó y pregunté entonces al Señor: "Señor, Tu me dijiste, cuando resolví seguirte, que andarías conmigo, a lo largo del camino, pero durante los peores momentos de mi vida, había en la arena sólo un par de pisadas. No comprendo porque Tu me dejaste en las horas en que yo más te necesitaba".

Entonces, El, clavando en mi su mirada infinita me contestó: "Mi querido hijo. Yo te he amado y jamás te abandonaría en los momentos más difíciles. Cuando viste en la arena sólo un par de pisadas fue justamente allí donde te cargué en mis brazos".


¡Dios les bendiga!

Templateify

Sed ut perspiciatis unde omnis iste natus error sit voluptatem accusantium doloremque laudantium, totam rem aperiam, eaque ipsa quae abtore veritatis et quasi architecto beatae vitae dicta sunt explicabo. Nemo enim ipsam voluptatem quia voluptas sit aspernatur aut odit aut fugit

4 guerreros dijeron.

  1. Dj says:

    muy bonita lectura ahhhhh!
    hace reflexionar

  2. Jenny says:

    Hermoso, es mi poema favorito desde muy joven...el Señor es tan bueno.
    gracia por compartirlo.

  3. Menna says:

    Yo usé ese cuento para una charla de la pastoral :D Es hermoso!

  4. Kenson says:

    Muy bonito, te hace reflexionar y agradecer a Dios.
    Bendiciones